, ,

Scroll o clic, ¿cuál es la mejor opción?

scroll horizontal y verticalTratando de documentarme sobre las implicaciones de implementar mayor scroll frente a las navegaciones tradicionales y ver el modo de simplificar la arquitectura de información con páginas más amplias, he topado con un post, que se titula Hacer Scrolling es más sencillo que hacer clic y que me ha llevado a hacer una reflexión sobre como poder elaborar páginas ricas con mucho contenido que me permita ver todo, sin tener que navegar por subsecciones, con un largo scroll.

En este post anotan aspectos interesantes como el modo de navegar y leer desde dispositivos móviles, ya sean tablets o smartphones, que refuerza la idea del scroll. En estos dispositivos navegamos haciendo scroll prácticamente todo el tiempo.

Dicen algo así como que “scrollear es una continuación, mientras que clicar es una decisión”. Es decir, haces scroll para continuar la acción que vienes haciendo, es decir, estás leyendo un post, y haces scroll para continuar leyendo, mientras que si tienes que hacer clic para ir a una página siguiente, estás ante la toma de una decisión importante.

Como dicen aquí, y es bien cierto, la gente ya tiene superado el más que famoso mito entre los diseñadores de “El usuario no hace scroll, muéstrale todo en la zona segura de pantalla”.  Debido a la influencia del uso de estos dispositivos móviles, el scroll se ha hecho todavía más habitual en nuestras interacciones.

Scrolling vertical, ¿y el scrolling horizontal?

Esta es una pregunta que todavía a día de hoy no está del todo resuelto en los ordenadores de sobremesa. Una navegación fluida basada en scroll tanto vertical como horizontal es magnífica para un dispositivo móvil “táctil” en el que con un simple gesto te mueves fácilmente de un lado a otro y de hecho es algo que es muy habitual sobre todo en aplicaciones nativas.

Hay sitios, que de manera experimental trabajan con scroll horizontal manejado con la rueda del ratón pero el comportamiento es un tanto raro para el usuario, pues lo que estás haciendo es girar la rueda en vertical mientras haces un scroll horizontal.  Por poneros un ejemplo, intentad decir la palabra “Sí” varias veces mientras hacéis el gesto de negación con la cabeza. Si os fijáis tenéis que invertir tiempo en no equivocaros. Este mismo sentimiento penalizaría en la satisfacción del usuario.

El scrolling horizontal no se ha convertido por el momento en un modo natural de navegación, pero me imagino que en el momento  que se encuentre una solución sencilla de implementar (que no sea una pantalla táctil)  y que permita crear experiencias similares entre apps nativas y web desktop será una realidad en toda regla.

De momento, ya existen algunos modelos de ratón que resuelven el movimiento horizontal. Aquí algún ejemplo.

ratón con rueda horizontal y vertical ratón con scroll de bola

Scroll vs Diseño

Una de las cosas que hay que tener en cuenta, es que, si bien, el scroll ya no es un problema para el usuario, sí lo es que el contenido sea excesivo y que además no cuente con un diseño amigable y con una jerarquía visualmente correctamente aplicada.

No olvidemos que una de los mitos que todavía a día de hoy sí se cumplen es que “la gente no lee, escanea”, y eso es importante de cara a desarrollar contenidos muy densos, sin imágenes, sin títulos, sin espacios en blanco, sin puntos y aparte…

Un ejemplo muy bueno de páginas largas y con un diseño amigable, buena jerarquía, recursos gráficos que aligeran la fatiga visual es el blog de Smashing Magazine.

Ejemplo de pantalla larga Smashing Magazine

Otro aspecto a tener en cuenta, y quizás el más importante, es el contexto de la web para determinar si tiene que tener scroll grande o no, y a qué altura debe empezar la información de interés, pues hay muchos diseñadores, que se justifican con el uso del scroll para ocupar tres cuartas partes de pantalla con una imagen innecesaria, o incluso con un color de fondo plano, y empiezan el contenido relevante rozando el área de seguridad de la pantalla. Esto puede penalizar la conversión de esa página en concreto, por lo que hay que tratarlo con sumo cuidado.

Conclusiones

  • Ya es una realidad: la gente se maneja perfectamente con el scroll.
  • Hay soluciones para resolver el scrolling horizontal en versiones desktop pero no está tomado a día de hoy como un modelo de navegación o interacción natural. Sin embargo en los dispositivos móviles es habitual y en muchísimos casos hasta necesario.
  • Y por último, cuidado con el diseño de los contenidos para las páginas largas. El diseño de la información debe ser atractivo, debemos procurar reducir la fatiga visual y utilizar recursos como imágenes, espacios en blanco, diferentes tamaños de tipografía para elaborar una jerarquía visual coherente.
2 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *